Microcuentos, por Nelson Gómez León

07092164cff7ee1884e82b0ce747270f

PARQUE DE JUEGOS INFANTILES

Montado en un columpio el viento se mece en solitaria.

 

¿QUIÉN ES QUIEN?

Dios y Jaime tienen una gran diferencia:

Dios no se cree Jaime.

 

DE PASO

Fue un pasajero en la vida al cual… no le dieron boleto.

 

TERNURA

Ella vivía, entre suavidades y aromas, él con profunda ternura la alzó de ese capullo y la alojó en su corazón.

 

DESUBICADO

Golpearon la puerta del infierno y don Sata fue a ver quién era y se oyó una estruendosa carcajada, ya de vuelta en el living su esposa le preguntó por su risotada. Él entre risas le contestó: “Un testigo de Jehová”.

 

TRASPLANTADO

Pienso como José Luís y amo como Pedro.

 

HOMBRE FELIZ

Nunca aprendió a leer ni a escribir pero, sabía atarse los cordones de los zapatos.

 

LÚDICO

Jugó con las burbujas mientras se ahogaba.

 

UNA VIDA

El eterno sobreviviente arrastró sus años en busca del sol, un prado, una flor.

 

ALGO TARDE

Abrumado camina por la celda en espera del silbido de alerta que no llegó.

 

EN ESPERA

Le coqueteé tres veces pero sedujo a varios de mis seres queridos; aun espero su guadañazo final.

 

IMPUNE

Tanto ahogó sus espacios que él murió atragantado de amor.

 

TAREA CUMPLIDA

Salió a la vida, echó raíces, se llenó de cosas y expiró.

 

DULCES SUEÑOS

Salvo una que otra pesadilla, él fue libre mientras dormía.

 

REFORMADO

A la hora de saldar sus añejas cuentas le trampearon en el vuelto.

 

EL OGRO FEO Y MALO

Dibujó un corazón en la arena, y en su interior escribió: “Llonito y Pepita”.

 

ÁVIDO LECTOR

Con un ojo junta las palabras y con el otro el subtexto.

 

MISERABLE

Hurgando en un tarrote de basuras encontró su infancia.

 

UN TRAGA ESPADAS CESANTE

Para matar el hambre ensayaba tres veces al día.

 

Y VINO UN POTRO

Cuando ella batía su peinado (apéndice) cola de caballo.

 

EL ARTE DE LA GUERRA

Antes de llegar a Jericó, camuflamos los cañones de trompetas.

 

DECISIÓN

Con paso cansino llegó a la cima del morro, caviló unos instantes y volóhohoh…

 

ALDEA ORIGINAL

Como alumbrado público teníamos panales de luciérnagas.

 

YA NO TENDRÍAN QUE ACARREAR AGUA

Una riada los arrastró hasta encajarlos bajo un puente.

 

POR SUERTE

La cláusula que impide transportar animales en el funicular del parque metropolitano, impidió que Juan se robara un elefante.

 

QUÉ VIDA

Vivimos algunos terremotos y un eterno amanecer de post-guerra.

 

APESADUMBRADO

Asumió su jubilación como una condena a la inopia, la inanición y el olvido.

 

BUSCADOR

Su existencia transcurrió correteando tras ilusiones fallidas y muriendo a paso lento.

 

REPROCHES DE MAMÁ GORILA

Si continuas con esos malos hábitos hijo, te convertirás en un humano.

 

RATITA MILAGROSA

Con sólo aparecer, horrorizó a mi suegra en fuga sin retorno.

 

NÁUFRAGO

Navegaba entre tormentas hasta que un virus con faldas lo acogió en su seno.

 

LADRONES

Al repartirse el botín, los cinco tocaron partes iguales, incluso con el rosario.

 

JUSTICIA

Bolivia se postró ante el rey implorando por una salida al mar, el sabio Salomón caviló unos instantes y ordenó: “Que la espada te parta en dos”.

 

OH, LA CIENCIA

La gran mancha en su conciencia resultó soluble.

 

FIESTA DE DISFRACES

Ella llegó vestida de estatua de la libertad, amordazada y con grilletes.

 

SOL ABRASADOR

Delirante cabalgó dos días sobre su caballo muerto.

 

SE CASARON Y FUERON UNO

Él era caníbal.

 

PRÓFUGO

Tal era su desesperación, que se escondió en las arenas movedizas.

 

EN LA PISCINA

Un niño flota ahogado y a metros la madre lee.

 

PENA ACUMULADA

Ante su figura reflejada en el espejo, el hombre llora.

EL HOMBRE IDEAL

Era atlético, bello y genio, lástima que murió antes de nacer.

POR TENER IDEAS PROPIAS

A su entierro asistieron dos panteoneros.

ÉMULO

Siguiendo los pasos de su padre logró ser otro fracasado.

EL VICIO

Con efusión aspiró su último cigarrillo, el milésimo último.

ILUSIONES

Mató a una mariposa y cegó millares de ilusiones.

DULCES SUEÑOS

Salvo una que otra pesadilla, él fue libre mientras dormía.

 

 

CON ESTE PORTAZO

Sabrás todo lo que he callado.

BÚSQUEDA

Extasiado Tarzán elige ropa en su closet.

COMPETENCIA

Iván y Nacho disputaron el amor de Paula en un reñido cachipún.

BUEN TIEMPO

El molino dejó de girar y el pueblo de Luís murió de hambre.

JUSTICIA DIVINA

A escondidillas y en voz baja el cura pederasta fue condenado por el Papa.

 

Compartir:

Sobre Nelson Gómez León

Nelson Gómez León

ficción, letras: , , . Bookmark the permalink. Both comments and trackbacks are currently closed.
  • Síguenos

  • Contribuir

    Si deseas contribuir con tu material a la revista, lo puedes hacer aquí, o envía un correo a colaboraciones@dosdisparos.com con tus textos y una breve biografía.
  • Especial de la Conciencia

    Dieciséis artículos relacionados con la conciencia: Hofmann, P. K. Dick, Ouspensky, Giannini, Varela, Peña y Lillo, Ginsberg, Burroughs, McKenna y otros grandes autores.

  • Especial De Fútbol Dos Disparos

    Una fantástica mezcla entre crónicas, cuentos, fotografía y poesía: Soriano, Sacheri, Cinzano, Navarro, Oyarzún, Meneses, Acosta, Chamorro, Silva, Allende, Velázquez y más. No se la pierdan.

  • Colaboradores

    victor quezada
    axel chávez
    Mauricio Morales
    esteban abarzúa
    Vlad Rivera
    francesc barrio julio
    Adriana Dorantes
    juan santander leal
    Hunter S. Thompson
    solange rodriguez pappe
    rosario concha
    manuel arduino pavón
    hank vega
    jorge díaz
    sergio pizarro
    roger santivánez
    Christopher Rosales Tognarelli
    Mariana Rodríguez
    sergio meier
    Tohe Herrera
    Joaquín Trujillo
    alejandro cohn
    Javiera Santana Soto
    felipe viveros
    jose salomon
    dira martinez mendoza
    yasunari kawabata
    Alejandra Costamagna
    Leonardo Espinoza Benavides
    bernardita yannucci
  • Newsletter

    Si deseas recibir nuestra newsletter mensual, registra tu correo electrónico.