Mundos abandonados, por Juan Carlos Ordás

Mundos abandonados, por Juan Carlos Ordás

Comencé la mañana perdiendo el metro por unos instantes. Lo vi alejarse cuando me asomaba al andén. Decidí sentarme, observando a la gente esperar el siguiente tren. La mayoría se concentraba en el periódico de la mañana, quizá aislándose un poco más de la gente o...